La cara que ocultas

Aguas “subterráneas” en algún lugar entre Álava y Burgos…

 

Remanso de paz, respira mi alma y encuentra calma en el murmullo de tus aguas,

Y aunque tu destino sea pasar desapercibido, en la oscuridad de lo subterráneo…

Afloras, naces y llegas a lo más alto tan sólo por un brevísimo periodo, en un tramo tan corto, que el inconsciente, el agitado, aquel que no tenga el don de la visión, jamás se imaginará tu hermoso recorrido…

No, yo no te amo por aquello que me muestras, bello, hermoso, exhuberante, magnífico. No amo tu momento más álgido, aquello por lo que otros te aman y se quedan embelesados mirándote…

Te amo precisamente por aquello que ocultas, aquello de lo que únicamente cobras consciencia de que existe cuando miras más allá, y profundizas en su espíritu… Te amo sobre todo por tu oscuridad, tu vasto misterio, tus momentos más bajos en los que, sin pretensiones, sin expectativas, continúas tu incansable avance hacia la inmensidad del ser tú mismo.

Te amo por cómo eres, cuando no eres para nadie.

Klaek Wiggin

2 pensamientos en “La cara que ocultas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s